Spring Meetings 2003

Comunicados




English   Français


Comunicado del Comité Monetario y Financiero Internacional de la Junta de Gobernadores del Fondo Monetario Internacional

Washington, D.C.
12 de abril de 2003

1. El Comité Monetario y Financiero Internacional celebró su séptima reunión en la ciudad de Washington el 12 de abril de 2003, bajo la presidencia del Sr. Gordon Brown, Ministro de Hacienda del Reino Unido.

Perspectivas de la economía mundial

2. Dado que la reunión se celebra en momentos de incertidumbre económica, el Comité reafirma su compromiso de cooperar estrechamente a nivel internacional para revitalizar la confianza y respaldar la recuperación de la economía mundial. Subraya la importancia de mantenerse alerta. Sin embargo, para ajustar las políticas en la medida de lo necesario y adoptar con determinación nuevas medidas de carácter estructural, la economía mundial cuenta con buenas perspectivas para afianzar el crecimiento e impulsar nuevamente la prosperidad. Una prioridad clave para los próximos meses -que cuenta con el pleno compromiso político de los Ministros- es lograr progresos sustanciales y concretos en materia de liberalización del comercio multilateral.

3. En las economías avanzadas, en las que tanto las políticas como las variables económicas fundamentales son sólidas, debería registrarse un crecimiento más vigoroso en el segundo semestre del año. Dado que las presiones inflacionarias están bien contenidas, las políticas monetarias deben seguir siendo acomodaticias y, en muchos países, hay margen para una mayor distensión monetaria si la situación lo justifica. Por lo que respecta a la política fiscal, en términos generales debe permitirse el funcionamiento de los estabilizadores automáticos, aunque en muchos países sea necesario tomar medidas para hacer frente a las presiones fiscales a mediano plazo, como las derivadas del envejecimiento de la población. Las economías avanzadas comparten la responsabilidad de avanzar en la implementación de reformas estructurales, a fin de mejorar las perspectivas de una recuperación mundial sostenida y generalizada que ayude a corregir los desequilibrios mundiales. En Estados Unidos, conservan importancia las medidas de política compatibles con una situación fiscal sólida en el mediano plazo. En Europa, habrá que agilizar las reformas de los mercados de trabajo y de productos. En Japón, se necesitan nuevas medidas para fortalecer los sectores bancario y empresarial y poner fin a la deflación, comenzando al mismo tiempo a reforzar la situación de las finanzas públicas a mediano plazo.

4. Los países de mercados emergentes tendrán que seguir afianzando políticas favorables a la estabilidad macroeconómica y la reforma estructural, fortaleciendo así su capacidad de resistencia frente a la evolución adversa del entorno mundial. En los países que enfrentan limitaciones de financiamiento externo, seguirá siendo crucial no escatimar esfuerzos en pro de la estabilidad macroeconómica para restablecer la confianza. En todos los países continúa siendo prioritaria la implementación sostenida de las reformas para fortalecer los sectores bancario y empresarial y afianzar el crecimiento. Al FMI le cabe desempeñar un papel crítico para respaldar esa labor.

5. Las perspectivas de un crecimiento más robusto en los países de bajo ingreso deben apoyarse adoptando mejores políticas económicas, fortaleciendo las instituciones, avanzando en la resolución de los conflictos regionales y engrosando los recursos de los donantes, entre otras vías mediante el alivio de la deuda en el marco de la Iniciativa para los PPME. La implementación sostenida de políticas sólidas, respaldadas por un fuerte sentido de identificación y por el Consenso de Monterrey, seguirá siendo esencial para reducir la pobreza y alcanzar los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM). Los países de África tienen que seguir adelante con las reformas de amplio alcance plasmadas en la Nueva Asociación para el Desarrollo de África, sobre todo para mejorar la calidad de sus instituciones y garantizar la paz y la seguridad. El Comité reitera la importancia de la asistencia técnica que brindan, por ejemplo, los Centros de Asistencia Técnica Regional en África y otros órganos regionales afines. Insta a la comunidad internacional a movilizar urgentemente mayor asistencia para hacer frente a la grave escasez de alimentos en África.

6. El Comité toma nota del gran desafío que representa la situación por la que atraviesa actualmente Iraq y de la necesidad urgente de restablecer la seguridad, aliviar el sufrimiento humano y promover el crecimiento económico y el alivio de la pobreza. Respaldamos una nueva resolución del Consejo de Seguridad de la ONU. Además, tomamos nota de que la participación de la comunidad internacional -de la que forman parte las instituciones de Bretton Woods- sería esencial para el desarrollo socioeconómico y político sostenido de Iraq, reconociendo que cabe al pueblo iraquí la responsabilidad de implementar políticas acertadas y construir su propio futuro. El FMI y el Banco Mundial se encuentran listos para desempeñar, cuando corresponda, el papel que normalmente les toca en el nuevo desarrollo de Iraq. Asimismo, seguirán de cerca los efectos del conflicto sobre todos los países miembros, dispuestos a ofrecer ayuda y respaldo a los que se vean desfavorablemente afectados. Es importante abordar la cuestión de la deuda, y confiamos en la pronta participación del Club de París.

7. El Comité, con la valiosa contribución del Dr. Supachai Panitchpakdi, Director General de la Organización Mundial del Comercio, hace hincapié en la urgencia de lograr avances concretos en la liberalización del comercio multilateral, en el marco de la Ronda de Doha, con el firme compromiso de la comunidad internacional. Ello será crucial para fomentar un mayor crecimiento económico y una reducción de la pobreza, y permitir que los países en desarrollo participen más plenamente en los beneficios de la globalización. Por consiguiente, el Comité pide a los países industriales, de mercados emergentes, y en desarrollo que redoblen sus respectivos esfuerzos para vencer los obstáculos que impiden seguir avanzando antes de la reunión ministerial de la OMC que se celebrará en Cancún el próximo mes de septiembre. Es urgente progresar en varios campos, como la agricultura, en la que un mayor acceso a los mercados y la reducción de las subvenciones que distorsionan el comercio resultan particularmente importantes para los países en desarrollo. El FMI, en colaboración con otros organismos internacionales, está dispuesto a respaldar una colaboración regional más estrecha de los países miembros como parte de una integración más íntima a los mercados mundiales.

Fortalecimiento de la prevención de crisis

8. El Comité reitera la importancia que asigna al fortalecimiento de la capacidad del FMI para la prevención de crisis y expresa su satisfacción por las medidas adoptadas en muchos países para aumentar la capacidad de recuperación económica y la estabilidad financiera. No obstante, aún queda margen para seguir mejorando. De cara al futuro, la implementación sostenida de un marco reforzado de supervisión bilateral, regional y multilateral será esencial para proporcionar evaluaciones más sólidas de los factores de vulnerabilidad ante las crisis, la sostenibilidad de la deuda, el descalce de monedas y otras facetas de los balances y la cuenta de capital, así como para seguir avanzando en la intensificación del suministro de datos al FMI y su divulgación al público.

9. El Comité celebra los avances logrados respecto al proceso de formulación de normas y códigos y al Programa de evaluación del sector financiero (PESF) y a la influencia que tienen al realzar la tarea de supervisión del FMI. Pide al FMI que siga adelante con estas iniciativas para reforzar las instituciones, los marcos de política y los sectores financieros de los países miembros, entre otras vías, mediante la asistencia técnica. Subraya la importancia de aumentar aún más la calidad y la eficacia de las evaluaciones de las normas y códigos e insta al FMI a que ponga en práctica rápidamente las medidas acordadas para mejorar la asignación de prioridades, incrementar la asistencia técnica y realizar el seguimiento de las evaluaciones del PESF y de los IOCN. En este sentido, el Comité aguarda con interés la labor del Foro sobre Estabilidad Financiera y de los órganos normativos encaminada a reforzar el contenido y la cobertura de las normas contables, de auditoría y de gestión empresarial, y a aumentar la transparencia y mejorar la divulgación de datos financieros.

10. El Comité respalda los continuos esfuerzos desplegados por el FMI para aumentar la exhaustividad y la rendición de cuentas de la labor de supervisión, entre otros, mediante la mejora del asesoramiento que, en materia de políticas, presta la institución para reducir los factores de vulnerabilidad, la mayor atención a los efectos de contagio de las políticas aplicadas en países de importancia sistémica o regional, el uso más eficaz de la experiencia comparativa del FMI en los distintos países, una mayor familiaridad con los factores de economía política y la incorporación de una nueva perspectiva en la supervisión de los países que estén aplicando un programa. El Comité expresa su interés en que el FMI prosiga su labor en materia de supervisión y otros temas relacionados con la prevención de crisis y prepare un informe de situación para las Reuniones Anuales de este año.

11. El Comité expresa su satisfacción por el aumento en la publicación voluntaria de los informes sobre economías nacionales preparados por el personal, pero toma nota de que el ritmo de publicación entre países y regiones sigue siendo desigual. Aguarda con interés nuevos avances por medio del próximo examen de la política de transparencia del FMI y subraya la necesidad de preservar la franqueza de los análisis que realiza la institución y del asesoramiento que presta.

12. El Comité hace hincapié en que hay que respaldar la búsqueda de medios para alcanzar los objetivos de las Líneas de crédito contingente (LCC): fomentar la adopción de políticas que permitan reducir los factores de vulnerabilidad y proporcionar un medio de apoyo a los países miembros que aplican sólidas políticas para hacer frente a la evolución financiera mundial. Espera con interés que se prepare un informe sobre las mejores prácticas para fomentar estos objetivos una vez concluya el examen del servicio.

Mejoramiento de la capacidad para resolver crisis financieras

13. Los mecanismos eficaces de resolución de crisis, al fomentar políticas sólidas y un mejor funcionamiento de los mercados de capitales, contribuyen a su prevención. El Comité expresa su satisfacción por el fortalecimiento del marco sobre el acceso a los recursos del FMI, que incluye los criterios sustantivos para el acceso excepcional en caso de crisis de la cuenta de capital y la mejora de los procedimientos, como una oportuna participación del Directorio Ejecutivo en el proceso y la preparación de un informe por separado en el que se evalúe si se justifica el acceso excepcional. La implementación coherente de este marco proporcionará a los países miembros y a los mercados claridad y previsibilidad respecto a las decisiones del FMI en situaciones de crisis.

14. El Comité expresa su satisfacción por el hecho de que varios países -México es el caso más reciente- hayan incluido cláusulas de acción colectiva (CAC) en las emisiones internacionales de bonos soberanos, y también por el anuncio de que, para junio de este año, los países de la UE que emitan bonos en jurisdicciones extranjeras incluirán las CAC. El Comité expresa su satisfacción por la labor del G-10, los mercados emergentes y el sector privado en relación con su contribución al desarrollo de las CAC. Espera con interés que la inclusión de dichas cláusulas se convierta en práctica habitual de los mercados e insta al FMI a que fomente esta práctica, con carácter voluntario, en el contexto de la supervisión. El Comité se felicita por las recientes iniciativas para formular un código de conducta de carácter voluntario para los deudores y sus acreedores, lo que mejorará el proceso de reestructuración, y alienta al FMI a que contribuya a esta labor.

15. El Comité manifiesta su satisfacción por la labor realizada por el FMI en la creación de un mecanismo legal de reestructuración de la deuda soberana (MRDS) y expresa su agradecimiento a la Gerencia y al personal de la institución por los esfuerzos realizados. El amplio proceso de análisis y de consulta realizado para desarrollar la propuesta ha servido para fomentar una comprensión más cabal de los temas que hay que abordar para resolver en forma ordenada las crisis. El informe del Director Gerente describe la situación actual. El Comité reconoce que no es viable proceder en este momento a la instrumentación del MRDS, pero conviene en que se debe seguir trabajando sobre los temas que se plantearon durante su formulación, que son de relevancia general para la resolución ordenada de las crisis financieras. Entre ellos, cabe mencionar la equidad entre acreedores, el fomento de la transparencia y la divulgación de información y los problemas de agregación. El FMI informará al Comité en su próxima reunión sobre los progresos logrados en estos campos.

Aplicación de iniciativas para respaldar a los países de bajo ingreso

16. El Comité reconoce la urgente necesidad de enfrentar el desafío que supone la consecución de los Objetivos de Desarrollo del Milenio y reitera que el FMI sigue estando llamado a desempeñar un importante papel para ayudar a los países de bajo ingreso en esa dirección. Para alcanzar esos objetivos, tanto los países en desarrollo como los países desarrollados tendrán que redoblar los esfuerzos, trabajando en colaboración. El Comité subraya la importancia de que apliquen sólidas políticas macroeconómicas y sistemas de gestión financiera y del gasto público igualmente sólidos. Reconoce que es urgente brindar a los países en desarrollo un mayor acceso a los mercados e incrementar el nivel y la eficacia de los recursos de los donantes para dichos países. Se están considerando propuestas para lograrlo, incluidos servicios financieros, y el Comité espera con interés los progresos en los próximos meses. Sobre la base de los documentos de estrategia de lucha contra la pobreza (DELP) de los países, el Comité alienta al FMI a colaborar con los países de bajo ingreso para armonizar en mayor medida el SCLP, los presupuestos nacionales y el enfoque de los DELP. El proceso se facilitará con proyecciones económicas más realistas, un análisis sistemático de las fuentes del crecimiento, una colaboración más eficaz entre el Banco Mundial y el FMI y flexibilidad en el diseño de los programas, entre otras cosas para dar cabida a una mayor afluencia de ayuda. El Comité alienta a los donantes a coordinar y armonizar su asistencia en consonancia con las prioridades de los DELP y a proporcionar asistencia técnica para ayudar a los países miembros a crear la capacidad necesaria para diseñar e instrumentar las estrategias de los DELP y mejorar la gestión del gasto público. El Comité se adhiere a la idea de proseguir el estudio de las relaciones entre el crecimiento y la reducción de la pobreza, incluido el papel del sector privado. También espera con interés el examen del papel que ha de desempeñar el FMI en los países de bajo ingreso en el mediano plazo, así como el documento sobre la forma de ayudar a dichos países a hacer frente a las perturbaciones.

17. El Comité manifiesta su satisfacción por los nuevos avances realizados en la implementación de la Iniciativa para los PPME, pero observa que algunos países han sufrido retrasos para alcanzar el punto de culminación y que otros países habilitados para acogerse a dicha Iniciativa enfrentan obstáculos para participar en la misma. Espera con interés que se examinen estas cuestiones en su próxima reunión. El Comité reafirma su compromiso con el financiamiento integral de la Iniciativa. Insta a todos los acreedores a participar plenamente y alienta al Banco Mundial y al FMI a que redoblen sus esfuerzos para ayudar a los países acreedores y deudores a resolver el problema del alivio de la deuda entre los PPME y los litigios de los acreedores. Hace hincapié en la necesidad de garantizar la viabilidad duradera de la deuda, para lo cual será necesario que la Iniciativa se aplique y se financie plenamente, que se sigan aplicando políticas económicas sólidas y se promueva el buen gobierno y la gestión prudente de la deuda. En este contexto, el Comité expresa su satisfacción por los esfuerzos desplegados por algunos países para proporcionar alivio adicional de la deuda en condiciones más favorables que las de la Iniciativa para los PPME. Respalda la labor conjunta que están realizando el Banco Mundial y el FMI para mejorar sus evaluaciones de la sostenibilidad de la deuda a más largo plazo en el caso de los países pobres muy endeudados y espera con interés poder examinar un informe de situación en su próxima reunión.

Otros asuntos

18. El Comité expresa su satisfacción por las medidas adicionales adoptadas por los países miembros para combatir el lavado de dinero y el financiamiento del terrorismo, y observa con satisfacción los progresos alcanzados con el programa piloto de 12 meses de evaluaciones de estas actividades delictivas. Subraya la importancia de mantener una estrecha cooperación entre el FMI, el Banco Mundial, el GAFI y los órganos regionales para llevar a término con éxito el programa piloto y de mejorar aún más la prestación de asistencia técnica crucialmente necesaria. El Comité alienta a todos los países miembros a adoptar prácticas y legislación contra el lavado de dinero y el financiamiento del terrorismo congruentes con las normas internacionales acordadas y espera con interés un informe completo tras la conclusión del programa piloto.

19. El Comité considera importante que, como se indicó en el Consenso de Monterrey, todos los países miembros tengan una voz y representación adecuadas en la institución. Expresa su satisfacción por las medidas administrativas adoptadas recientemente para fortalecer la capacidad de los grupos de países de África. El Comité toma nota de la conclusión de la duodécima revisión general de cuotas y de que el FMI se halla en una buena situación para hacer frente a las necesidades previstas de los países miembros. El Comité espera con interés, para las Reuniones Anuales de este año, la presentación de un informe de situación sobre la suficiencia de los recursos del FMI, la distribución de las cuotas y las medidas para mejorar el gobierno de la institución, de conformidad con la resolución de la Junta de Gobernadores, en el contexto de la decimotercera revisión general de cuotas. El Comité recomienda que se concluya la ratificación de la cuarta enmienda.

20. El Comité expresa su satisfacción por el atento seguimiento de que está siendo objeto el primer informe de la Oficina de Evaluación Independiente sobre el uso prolongado de los recursos del FMI y espera con interés los próximos informes de dicha Oficina, que permitirán agudizar las aptitudes de observación y aprendizaje propias del FMI.

21. El Comité manifiesta su agradecimiento por la labor realizada por el Sr. Eduardo Aninat en su calidad de Subdirector Gerente.

22. El Comité Monetario y Financiero Internacional celebrará su próxima reunión en Dubai el 21 de septiembre de 2003.

COMITÉ MONETARIO Y FINANCIERO INTERNACIONAL
LISTA DE ASISTENTES
12 de abril de 2003

Presidente
Gordon Brown

Director Gerente del FMI
Horst Köhler

Miembros o suplentes
Hamad Al-Sayari, Gobernador del Instituto Monetario de Arabia Saudita (Suplente de Ibrahim A. Al-Assaf, Ministro de Hacienda y Economía Nacional de Arabia Saudita)

Edward George, Gobernador del Banco de Inglaterra del Reino Unido (Suplente de Gordon Brown, Ministro de Hacienda del Reino Unido)

Felipe Pérez Martí, Ministro de Planificación y Desarrollo de la República Bolivariana de Venezuela (Suplente de Diego L. Castellanos, Presidente del Banco Central de Venezuela)

Ian Campbell, Secretario Parlamentario del Tesorero de Australia (Suplente de Peter Costello, Tesorero de Australia)

Job Graca, Viceministro de Hacienda, Angola (Suplente de José Pedro de Morais, Jr., Ministro de Hacienda de Angola)

Hans Eichel, Ministro de Hacienda de Alemania

Geir Hilmar Haarde, Ministro de Hacienda de Islandia

A.H.E.M. Wellink, Presidente del Banco de los Países Bajos (Suplente de Hans Hoogervorst, Ministro de Hacienda de los Países Bajos)

Jamaludin Mohd Jarjis, Ministro de Hacienda II, Malasia

Mohammed K. Khirbash, Ministro de Estado de Hacienda e Industria de los Emiratos Árabes Unidos

Aleksei Kudrin, Vicepresidente de Gobierno y Ministro de Hacienda de la Federación de Rusia

Mohammed Laksaci, Gobernador del Banco de Argelia

Roberto Lavagna, Ministro de Economía de Argentina

John Manley, Ministro de Hacienda de Canadá

Francis Mer, Ministro de Economía, Hacienda e Industria de Francia

Antonio Palocci, Ministro de Hacienda de Brasil

Guy Quaden, Gobernador, Banco Nacional de Bélgica (Suplente de Didier Reynders, Ministro de Hacienda de Bélgica)

Masajuro Shiokawa, Ministro de Hacienda de Japón

Bimal Jalan, Gobernador del Banco de Reserva de India (Suplente de Jaswant Singh, Ministro de Hacienda y Asuntos de Empresa de India)

John W. Snow, Secretario del Tesoro de Estados Unidos

Paul Toungi, Ministro de Estado de Hacienda, Economía, Presupuesto y Privatización de Gabón

Giulio Tremonti, Ministro de Economía y Finanzas de Italia

Kaspar Villiger, Ministro de Hacienda de Suiza

Li Ruogu, Subgobernador del Banco Popular de China (Suplente de Zhou Xiaochuan, Gobernador del Banco Popular de China)

Observadores

Oscar de Rojas, Jefe Interino de la Oficina de Financiación para el Desarrollo, Departamento de Asuntos Económicos y Sociales, Naciones Unidas (ONU)

Willem F. Duisenberg, Presidente del Banco Central Europeo (BCE)

Heiner Flassbeck, Jefe de la Subdivisión de Políticas Macroeconómicas y de Desarrollo, Conferencia de las Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo (UNCTAD)

Donald J. Johnston, Secretario General de la Organización de Cooperación y Desarrollo Económicos (OCDE)

Malcolm D. Knight, Gerente General del Banco de Pagos Internacionales (BPI)

Caio Koch-Weser, Presidente provisional del Foro sobre Estabilidad Financiera

Eddy Lee, Asesor Económico y Director del Grupo de Política Internacional de la Organización Internacional del Trabajo (OIT)

Trevor A. Manuel, Presidente del Comité para el Desarrollo

Pedro Solbes Mira, Comisario de Asuntos Económicos y Monetarios de la Comisión Europea

Supachai Panitchpakdi, Director General de la Organización Mundial del Comercio (OMC)

James D. Wolfensohn, Presidente del Banco Mundial




IMF EXTERNAL RELATIONS DEPARTMENT

Public Affairs    Media Relations
E-mail: publicaffairs@imf.org E-mail: media@imf.org
Fax: 202-623-6278 Phone: 202-623-7100