El FMI llama a actuar con urgencia frente a la tercera ola de la crisis mundial en los países más pobres

Comunicado de Prensa No. 09/53 (S)
3 de marzo de 2009

La crisis financiera mundial está asestando un duro golpe a los países pobres de regiones como África subsahariana, advirtió hoy Dominique Strauss-Kahn, Director Gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI), alentando a la comunidad internacional a actuar con urgencia y generosidad a fin de evitar los efectos posiblemente devastadores en los países más vulnerables.

"Tras sacudir primero a las economías avanzadas y luego a las emergentes, una tercera ola desencadenada por la crisis financiera mundial está golpeando a los países más pobres y vulnerables del mundo", afirmó Strauss-Kahn con ocasión de la presentación de un nuevo estudio del FMI sobre las repercusiones en los países de bajo ingreso, titulado The Impact of the Financial Crisis on Low-Income Countries. "Por eso peligran los principales logros de muchos países de bajo ingreso que durante la última década consiguieron estimular el crecimiento, aliviar la pobreza y afianzar la estabilidad política. Insto a los donantes a ponerse a la altura de las circunstancias y proporcionar el financiamiento necesario para proteger lo que tanto costó lograr y para impedir una crisis humanitaria".

Según el estudio del FMI, más de 20 países son especialmente vulnerables a la crisis actual. Este año se necesitarán como mínimo US$25.000 millones en financiamiento concesionario urgente para los más afectados, pero la cifra podría llegar a ser mucho mayor en vista de los graves riesgos a la baja para las perspectivas económicas mundiales y la posibilidad de que otras economías se resientan a medida que se agrave la crisis.

"Los donantes bilaterales deben asegurarse de que la ayuda aumente, no que disminuya", señaló Strauss-Kahn. "En un momento en que las economías avanzadas están invirtiendo cientos de miles de millones de dólares en estímulo fiscal y reestructuración del sector financiero, debemos encontrar margen para ayudar a los países de bajo ingreso".

Strauss-Kahn advirtió que la desaceleración del crecimiento podría tener repercusiones graves para la pobreza y también quizá para la estabilidad política, y acotó que es necesario ampliar el gasto en programas de protección social focalizados en los pobres. Al mismo tiempo, será crítico mantener el gasto en atención de la salud, enseñanza e infraestructura vital.

Asimismo, hizo hincapié en su objetivo de duplicar la capacidad de préstamos concesionarios del FMI. Añadió que el FMI también está buscando la manera de flexibilizar el crédito que otorga a los países de bajo ingreso, teniendo en cuenta su creciente diversidad y su mayor exposición a la volatilidad mundial. "El FMI está organizando una respuesta extraordinaria frente a una crisis extraordinaria que enfrentan las economías más pobres del mundo", declaró.

Conclusiones principales

• Las perspectivas económicas de los países de bajo ingreso se han deteriorado drásticamente. Según las proyecciones más recientes del FMI, el crecimiento de los países de bajo ingreso en 2009 será de poco más del 4%, es decir, más de 2 puntos porcentuales por debajo de las proyecciones de hace un año, con fuertes riesgos a la baja. En cifras per cápita esto significa que este año los ingresos de muchos de los países más pobres del mundo se estancarán en el mejor de los casos, y que incluso podrían contraerse.

• Según el estudio, la crisis mundial está asfixiando las exportaciones de los países de bajo ingreso, y está restringiendo las entradas de inversión extranjera directa y remesas, que en años recientes se habían convertido en importantes fuentes de financiamiento. Así, muchos países registrarán ingresos fiscales mucho más bajos y es posible que algunos también vean presionadas sus reservas de divisas.

• En el estudio el FMI se nombran 22 países de bajo ingreso que sufrirán más agudamente la escasez de financiamiento. Para mantener sus reservas externas en niveles prudentes (el equivalente a aproximadamente 3 a 4 meses de importaciones) se necesitarán por lo menos US$25.000 millones adicionales en financiamiento concesionario en 2009. Esto equivale a un 80% de la ayuda anual que han recibido todos los países de bajo ingreso en los últimos años. De continuar el deterioro del crecimiento mundial y de las condiciones de financiamiento, el número de países vulnerables casi podría duplicarse, y las nuevas necesidades de financiamiento podrían acercarse a los US$140.000 millones.

Respuestas del FMI

Financiamiento. El FMI ha reforzado significativamente la asistencia financiera que presta a los países de bajo ingreso. En respuesta a los shocks de los precios de los alimentos y los combustibles el año pasado, los nuevos acuerdos de financiamiento con estos países se multiplicaron de 5 en 2007 a 23 en 2008, y se incrementaron los recursos disponibles en el marco de 12 acuerdos en vigencia. Los préstamos concesionarios del FMI se duplicaron a casi US$1.500 millones en 2008, con un componente adicional de US$4.000 millones proporcionados a países de bajo ingreso en condiciones no concesionarias. El FMI está dispuesto a asistir a los países miembros de bajo ingreso con más financiamiento concesionario este año para ayudar a solventar las secuelas de la crisis.

Asistencia técnica y asesoramiento. En consulta con los países de bajo ingreso, el FMI está definiendo medidas de política adecuadas para enfrentar la crisis, y está reforzando la asistencia técnica con el fin de afianzar la elaboración de políticas en los países en desarrollo. El FMI asimismo está procurando hacer más relevantes la función y la participación de los países en desarrollo en el debate sobre políticas que se está celebrando en foros multilaterales.

Colaboración. El gobierno de Tanzanía y el FMI están organizando una importante conferencia internacional en Dar es Salaam los días 10 y 11 de marzo. La conferencia congregará a 300 participantes -del gobierno, el sector privado y la sociedad civil, provenientes de África y otras partes del mundo- que intercambiarán opiniones sobre experiencias positivas y analizarán la manera óptima de hacer frente a los desafíos de la región.



DEPARTAMENTO DE RELACIONES EXTERNAS DEL FMI

Relaciones públicas    Relaciones con los medios
de comunicación
E-mail: publicaffairs@imf.org E-mail: media@imf.org
Fax: 202-623-6220 Phone: 202-623-7100