Declaración de la misión del FMI a Costa Rica

Comunicado de Prensa No. 09/288 (S)
24 de agosto de 2009

Un equipo de funcionarios del Fondo Monetario Internacional (FMI) visitó Costa Rica del 10 al 21 de agosto de 2009 para llevar a cabo la Consulta del Artículo IV correspondiente a 2009 y el primer examen del Acuerdo Stand-By aprobado el pasado abril (véase el Comunicado de Prensa No. 09/124). La misión se reunió con la Ministra de Hacienda, Jenny Phillips; el Presidente del Banco Central, Francisco de Paula Gutiérrez; otros funcionarios gubernamentales, y representantes del sector privado y del mundo académico.

Al término de las deliberaciones, el Sr. Andreas Bauer, Jefe de la misión del FMI a Costa Rica, realizó la siguiente declaración:

“La economía costarricense ha resistido relativamente bien el embate de la crisis económica y financiera mundial. La estrategia de resguardar la economía de los shocks externos mediante el estímulo fiscal y la movilización de financiamiento externo contingente ha ayudado a mantener la confianza y la estabilidad financiera, y ha mitigado la caída de la economía.

“Las perspectivas a corto plazo han mejorado. Los recientes indicios de un repunte de la actividad económica y unas perspectivas ligeramente más favorables de la demanda externa apuntan a una recuperación gradual de la economía costarricense de cara al futuro. La misión prevé ahora una caída del PIB real del 1,5% en 2009, y una tasa positiva del 2,3% en 2010. La inflación seguirá disminuyendo, hasta situarse en el 5% a finales del año.

“La situación de la balanza de pagos ha evolucionado favorablemente. En el primer semestre de 2009, la cuenta corriente de la balanza de pagos estuvo casi equilibrada y la deuda externa a corto plazo bajó gracias al reembolso de líneas de crédito por parte de bancos y empresas. Las reservas internacionales netas aumentaron levemente del nivel registrado a finales de diciembre de 2008, y se complementarán en las próximas semanas con una asignación de DEG 132,8 millones (alrededor de US$205 millones)1. Además, el análisis de la misión parece indicar que el actual nivel del tipo de cambio efectivo real se encuentra en torno a su equilibrio.

“El desempeño en el marco del Acuerdo Stand-By es encomiable. Las autoridades han cumplido todos los criterios de ejecución cuantitativos y los parámetros de referencia estructurales para el primer examen del programa. No obstante, el menor crecimiento y la inflación generarán una brecha de recaudación del gobierno central frente a las proyecciones establecidas en el programa original. Las autoridades y la misión han convenido en transferir parte de esta brecha de recaudación al déficit de 2009, que ahora se prevé alcanzará 4,1% del PIB. Esto permitirá proteger el mayor gasto social y respaldar la demanda interna, manteniendo al mismo tiempo los aumentos de las necesidades de financiamiento interno y la razón deuda/PIB dentro de márgenes razonables.

“Las perspectivas a mediano plazo de la economía costarricense siguen siendo en general prometedoras. La solidez de las instituciones y el aumento de la inversión pública en capital humano y físico proporcionarán una base sólida para la reactivación de un crecimiento económico elevado y equilibrado. Un objetivo primordial para las autoridades será consolidar los recientes logros alcanzados en materia de estabilidad interna y externa, aumentar la credibilidad de las políticas fiscales y monetarias, y reforzar aún más la capacidad de resistencia de la economía a los shocks externos.

“Tras los fuertes aumentos del gasto en 2008–10, los cuales están brindando un respaldo anticíclico a la demanda interna, deberá reducirse el déficit fiscal a fin de contener las vulnerabilidades y facilitar una reducción gradual de la carga de la deuda. Para lograr este objetivo —y mantener al mismo tiempo mayores niveles de gasto social e inversión— se requerirá una reforma tributaria que permita aumentar los ingresos por lo menos en un 2% del PIB. Convendría lograr lo antes posible un consenso en torno a la necesidad de aumentar los ingresos a fin de garantizar un rápido debate y la aprobación sin demora de una reforma tributaria.

“Con la inflación en niveles mínimos históricos, el banco central tiene la oportunidad de alcanzar la estabilidad de precios más rápidamente de lo que se había previsto. La misión respalda el aumento gradual de la flexibilidad del tipo de cambio y la transición a un régimen de metas de inflación que está aplicando el Banco Central de Costa Rica. Durante esta transición, el margen para recortes adicionales de las tasas de interés dependerá de nuevos descensos de las expectativas de inflación y devaluación. Para respaldar este proceso, la misión alienta al Banco Central de Costa Rica a transparentar sus funciones en el mercado cambiario y racionalizar sus instrumentos de liquidez. La misión también observa que para lograr la estabilidad de precios deberá reforzarse el balance del Banco Central a través de una recapitalización.

“El sector bancario se mantiene sólido. Las autoridades deberán continuar con el seguimiento intensivo de su evolución e implementar su programa de medidas bien focalizado para fortalecer la supervisión y la red de protección del sector financiero. En este contexto, la misión celebra el ambicioso plan estratégico de la SUGEF orientado a implementar la supervisión basada en el riesgo e insta a la rápida aprobación de la ley para establecer una supervisión consolidada conforme a las prácticas internacionales óptimas. A fin de reforzar la disciplina de mercado, deberán eliminarse las disposiciones que prohíben la publicación de ciertos indicadores prudenciales de los bancos (ej., la relación entre el capital y los activos ponderados por riesgo).

“La misión espera que el Directorio Ejecutivo del FMI concluirá la Consulta del Artículo IV correspondiente a 2009 y el primer examen del Acuerdo Stand-By para finales de septiembre. Las autoridades indicaron que seguirán manteniendo el Acuerdo Stand-By como precautorio.”

1 El 7 de agosto de 2009, la Junta de Gobernadores del Fondo Monetario Internacional (FMI) aprobó una asignación general de derechos especiales de giro por US$250.000 millones para proporcionar liquidez al sistema económico mundial complementando las reservas de divisas de los países miembros. La asignación general de DEG se hará efectiva el 28 de agosto de 2009 y beneficiará a los países miembros del FMI en forma proporcional a sus cuotas vigentes en el FMI. Por separado, ya ha entrado en vigencia la Cuarta Enmienda del Convenio Constitutivo del FMI que contempla una asignación especial extraordinaria de DEG 21.500 millones. La asignación especial se hará efectiva a los países miembros del FMI el 9 de septiembre de 2009 (véase más información en http://www.FMI.org/external/np/tre/sdr/proposal/2009/0709.htm).



DEPARTAMENTO DE RELACIONES EXTERNAS DEL FMI

Relaciones públicas    Relaciones con los medios
de comunicación
E-mail: publicaffairs@imf.org E-mail: media@imf.org
Fax: 202-623-6220 Phone: 202-623-7100